Guía Gastronómica

Adorado Usina

Adorado Usina

Somos muchos los que, teniendo atracciones bellísimas en nuestra ciudad, quizás no las visitamos por falta de tiempo o, simplemente, de interés. Quienes si lo hacen son los turistas, que vienen a conocer todo el encanto que tiene Buenos Aires, que es mucho. Un ejemplo de esos sitios que muchos, supongo, no conocen es La Usina Del Arte, que fue reformada por última vez en 2013 y quedó divina, con una estructura arquitectónica impresionante. La visita vale la pena y de paso, una vez allí, pueden disfrutar de una rica comida en la nueva sucursal de Adorado Bar.

Este local, a diferencia de los de Mar del Plata, Palermo y San Telmo, tiene un formato de Take Away, es decir, todo está preparado para llevar. Uno hace el pedido en caja, espera unos minutos a que esté listo y se lo entregan empacado para trasladar,  o bien disfrutarlo en alguna de las mesas que hay al aire libre.

Para comer ofrecen de todo un poco: almuerzos, desayunos y meriendas. Sobre el mostrador están exhibidas todas las delicias de pastelería y panadería que tienen una pinta bárbara. Hay cosas muy novedosas como los muffins de salmón, unos panes tipo baguette rellenos de queso, además de otras cosas dulces más bien tradicionales, pero igual de llamativas: rolls de canela, scones, cookies, medialunas, entre otros.

Fuimos a almorzar un día de muchísimo movimiento, tanto que no daban abasto con la cantidad de demanda que había, por eso debimos esperar mas de lo normal, pero esto no sucede a menudo. Para este horario ofrecen variedad de ensaladas y una interesante propuesta de sandwiches (con milanesa, veggie, pollo, salmón); aparte tienen tartas que se elaboran a diario, al igual que todos sus productos.

Elegimos las ensaldas Oslo (mix de verdes, salmón ahumado, palta, papas rotas, cherrys); la ensalada Chicago (panceta, queso en hebras y pollo); y el bagel de salmón ahumado. Todo estaba buenísimo, las ensaladas bárbaras y llenas de sabor. La que más gustó fue la Chicago, cuya mezcla era bastante original y todo combinaba genial, aunque la otra más tradicional también se destacó. Por otra parte el bagel también era exquisito, el pan es genial ya que viene tostadito y no escatiman con el relleno. Acompañamos todo con una limonada que se la notaba tanto fresca como natural.

Nos faltó probar la parte dulce, pero siempre es una buena excusa para volver.

Súper recomendado Adorado, la comida siempre está buena y, especialmente en este local, los precios estan bastante acomodados. Las opciones con salmón cuestan al rededor de $120, mientras que las demas opciones rondan los $90-$100. En cuanto a los desayunos y meriendas hay combos por aproximadamente $100, y las piezas de pastelería entre $40-$70.

Si visitan la Usina si o si deben parar a comer acá a probar algo. No tiene desperdicio!

Dirección: Agustín R. Caffanera 1// abierto de martes a domingos!

La comida es exquisita como en todos los demás Adorado. Los precios están súper, pero la única contra es que si hay mucha gente quizás se queden sin comida o hasta sin lugar para sentarse. Sin embargo la visita vale 100%.
Suscribite y enterate de todas las noticias!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *