Guía Gastronómica

The Cheesecake Factory

Cada vez que viajo a Estados Unidos tengo lugares seleccionados que son de visita obligada, uno de ellos es The Cheesecake Factory . Es una cadena, como la mayoría de  los restaurantes de ese país, famosa por su variedad de cheesecakes (más de 50), además de unos  platos imperdibles. Cuenta con más de 200 restaurantes, incluyendo los del país del Norte. El menú es inmenso, posee muchísimas opciones; hay carne, pescado, pollo, pastas, ensaladas, sandwiches, hamburguesas, tacos y burritos con diferentes salsas, combinaciones y acompañamientos. Además hay un menú llamado “SkinnyLicious”, cuyos platos tienen aproximadamente 600 calorías, casi la mitad de los tradicionales que suelen superar las 1000 calorías. Según pude averiguar, lo tienen debido al problema de obesidad que aqueja al país, pero sin dudas son opciones mucho más livianas. Uno de mis platos preferidos de este lugar es el “Steak Diane and Herb Crusted Salmon”. Es una combinación de carne, en punto jugoso con salsa de champiñones, y salmón a las finas hierbas, acompañado con espárragos y papas fritas. Es de lo mejor, el plato es muy abundante, pero no tanto como para compartir. Ambas cosas están hechas a la perfección, la carne es muy tierna, con la salsa que sabe espectacular, mientras que el pescado se roba todo el protagonismo, crocante por fuera y tiernísimo adentro. Como fanática de lo dulce que soy no puedo ir sin comer alguno de sus Cheesecakes. Ya son varios los que probé (incluyendo el de Dulce de Leche), pero el que más me gusta es el Chocolate Hazelnut Crunch Cheesecake, que dicho en criollo es un cheesecake de Nutella. Es una de las mejores tortas que probé en la vida, en el medio posee un crocante de avellanas que le de da una textura única. La parte de cheese es inmejorable, con la mezcla justa de queso crema y Nutella; por encima tiene más de esta última, y todo junto hacen una fiesta de sabores en tu boca, es de otro planeta. Definitivamente no es un lugar barato, pero tampoco me pareció caro. Los platos rondan los 25-30 USD, mientras que las porciones de torta cuestan como en Argentina, uno 8/9 USD, unos $150 aproximadamente. Si van a Estados Unidos les recomiendo que si o si  prueben The Cheesecake Factory, más aún si les enloquece lo dulce, que lo van a disfrutar demasiado. Hay por lo menos uno en cada ciudad principal, así que si estás planeando un viaje al primer mundo, busca una sucursal que te quede cerca y anda!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *